NBA PLAY-OFFS: MIAMI HEAT vs CHICAGO BULLS (Miami Arena, 1 Mayo 1996)

En estos momentos, mientras en Miami se vive una fiesta con el desfile celebrando el 2do título de la NBA de los Miami Heat, me toca recordar el tercer partido de los playoffs de 1996 jugado en Miami contra los formidables Chicago Bulls de Michael Jordan y compañía.

TEMPORADA 1995-96: esta temporada empezó con muchas expectativas para Miami, quien contrató a Pat Riley como entrenador y presidente de operaciones y sus primeros movimientos fueron las adquisiciones de Alonzo Mourning de los Charlotte Hornets a cambio de Glen Rice, Matt Geiger y Khalid Reeves y Tim Hardaway con Chris Glatling de los Golden State Warriors por Kevin Willis y Bimbo Coles. Walt Williams, Tyrone Corbin y Tony Smith fueron otras de sus contrataciones ese año. Los Miami Heat con, con un record 42-40 y 5 victorias en los últimos 7 partidos, clasificaron a los playoffs arrebatándoles el 8vo lugar de la  la Conferencia del Este a los Charlotte Hornets quienes perdieron 3 de sus últimos 4 juegos quedando con record 41-41.

PLAYOFFS: Luego del triunfo de Miami en Milkwaukee, el viernes 19 Abril, y a pesar que faltaba un partido, ya había asegurado su presencia en los playoffs donde los esperaban los Chicago Bulls con un increíble record de 72-10. Fue así que, al día siguiente, sábado 20, se pusieron a la venta las entradas en Ticketmaster y hasta uno de sus locales llegamos con Silvia para ver si teníamos la suerte de comprar entradas antes de que se agoten. A las 7:30 am encontramos una fila de cerca de 40 personas y como conocíamos la política de Ticketmaster de evitar que las personas duerman en las puertas para ser los primeros, me coloqué en la fila y luego que llegaron unas 30 personas más, se colocó Silvia en la misma. La política era que media hora antes que se inicie la venta de entradas a las 10 am, personal de Ticketmaster repartía tickets rojos numerados del 1 al 100 en el orden que se encontraban las personas en la fila e inmediatamente hacia un sorteo, siendo el número ganador el que pasaba primero de la fila y de ahí venían los correlativos hasta el 100 y empezaba de nuevo el 1. Para el sorteo yo tenia el número 40 y tantos y Silvia el 83 y el número sorteado fue el 79, así que al momento de rehacer la fila ya dentro del local, éramos los 5tos y con muchas posibilidades de agarrar un espacio en el Miami Arena.  El cajero nos adelantó que normalmente las entradas se iban a agotar en menos de 5 minutos, así que había que tener en mente 2 o 3 opciones de lugares para digitarlas rápidamente, salgan impresos los tickets y luego pagarlos en otra caja sin perder tiempo y así poder atender a más personas. A las 10 en punto se abrió el sistema y felizmente los 4 primeros avanzaron rápido, yo pedí 2 entradas para el 2do nivel detrás de los aros y felizmente me las aceptó, dos personas detrás mío también agarraron tickets y luego no quedaron sitios juntos solo algunos lugares separados cuyas lucecitas de dispobilidad se iban apagando en breves segundos. Cuando  finalmente imprimieron mis tickets, no lo podía creer: iba a ver a los Miami Heat en su tercera incursión en los NBA play-offs

Bulls y Heat cantando el Himno Nacional

JUEGO 3: 1ro MAYO (CHICAGO 112, MIAMI 91)El miércoles 1ro de Mayo, llegamos con Silvia al downtown temprano para encontrar estacionamiento y no perdernos detalle del evento. El Miami Arena era una fiesta, estaba repleto: 15,200 personas le ponían un ambiente increíble al recinto, mientras en la cancha calentaban ambos equipos. Los Bulls practicaban justo en el tablero más cercano a nosotros y no podía creer que estaba viendo Michael Jordan y a Scottie Pippen en persona. Este fenomenal equipo de los Bulls lo completaban el croata Tony Kukoc, Luc Longley y Ron Harper. Ingresando siempre Deniss Rodman y el recordado por sus tiros de 3 puntos: Steve Kerr. Después de entonar el himno de los EEUU, se inició el encuentro con algunos chispazos de Miami quien se puso adelante en el marcador con Alonzo Mourning, Walt Williams, Kurt Thomas, Rex Chapman y Tim Hardaway en el quinteto abridor. Sin embargo, los Bulls tomaron la ventaja a mitad del primer cuarto y lograron tener en algún momento una diferencia de hasta 31 puntos.

Durante un “time out” del partido

Miami venía de perder los dos primeros juegos en Chicago 102-85 y 106-75 y en ese entonces se jugaba al mejor de 5, osea que si Chicago ganaba nuevamente, los Heat quedarían eliminados por tercera vez en primera ronda de playoffs, como ocurrió la temporada 91-92 contra los mismos Bulls (3-0) y dos años depués contra los Atlanta Hawks (3-2). Lo anecdótico para nosotros durante el encuentro fue que en nuestra fila hasta el halftime siempre hubo un lugar vacío, sin embargo, a mediados del tercer cuarto ocupó el lugar un mendigo o “homeless”, como se les dice en EEUU, y empezó a hacerle barra a los Heat mientras de uno de sus bolsillos sacó un paquete donde había un pan que empezó a comer. No pasaron muchos minutos hasta que seguridad del Arena y la policía lo invitaron a retirarse, mientras el moreno decía que él tenía su ticket de entrada. Hubo aplausos, algunos “boos” y luego todo siguió con normalidad. El partido finalizó con triunfo de los Bulls por 112-91 con 26 puntos de Jordan (se pueden ver en el video) y 22 de Pippen. En Miami, Alonzo

Con el gran Don Shula, entrenador de los Miami Dolphins

Mourning fue el mejor anotador del partido con 30 puntos, pero poco pudo hacer contra el equipo que a la postre sería el campeón de la temporada al derrotar a los Seattle Supersonics 4-2 en las finales. Luego de los aplausos a ambos equipos, salimos del Miami Arena rumbo al estacionamiento y en las afueras del estadio Silvia me dice: “mira ahi está Don Shula !” y en efecto, caminando hacia su auto estaba el mítico entrenador de los Miami Dolphins de 1970 a 1995. Me acerqué y le pedí una foto, a lo cual accedió gustoso y pude tener este lindo recuerdo con uno de los más grandes entrenadores en la historia de la NFL. 

MARLBORO GRAND PRIX OF MIAMI (Homestead Motorsports Complex, 3 Marzo 1996)

Por segundo año consecutivo, Marlboro Penske Team nos invitó al Grand Prix of Miami gracias a la campaña de las Millas Marlboro en la cual participábamos canjeando premios y productos de un catálogo luego de juntar las etiquetas de millas que aparecían en las cajetillas de cigarros.  El año anterior (1995) nos llegó la invitación para las pruebas clasificatorias cuando la carrera se realizaba en las calles de downtown Miami y pudimos ver a Michael Andretti lograr la vuelta mas rápida para lograr el “pole position” del día siguiente, donde Jacques Villeneuve logró el triunfo y a fin de año el campeonato que le sirvió para dar el salto a la Formula 1 contratado por la escudería Williams.

En esta oportunidad,  el Grand Prix of Miami, la primera carrera de la temporada 1996 PPG IndyCar World Series, se realizó en el  nuevo autódromo de Homestead Motorsports Complex con una pista ovalada de 1.53 millas (2.457 km) y capacidad para 65,000 espectadores.  Las carreras clasificatorias que debieron llevarse a cabo el sábado fueron suspendidas por mal tiempo y se realizaron el mismo Domingo horas antes de la carrera quedando en el “pole position” el canadiense Paul Tracy #3.

En la tribuna con el grupo de peruanos

Durante la semana previa a la carrera habíamos coordinado con un grupo de amigos peruanos para ir todos juntos al autódromo que no estaba tan lejos de la casa y fue así que en esa mañana fría y con algunas posibilidades de lluvia llegué al autódromo con Silvia  y un amigo Alfonso Figuerola y empezamos a disfrutar del ambiente del “racing”. Antes de llegar a la tribuna había una especie de feria del Indy con diferentes stands donde vendían recuerdos de las diferentes escuderías, también podías tomarte fotos en los autos de carrera o con los uniformes y cascos de los pilotos, había puestos de comida, juegos para niños y otros entretenimientos. En el medio de la pista había una laguna donde hacían sky acuático, todo un espectáculo.

Antes de la partida, los autos de Alex Zanardi #4 y Al Unser Jr #2

Una vez en nuestros asientos, pudimos disfrutar de toda la previa de la carrera, la salida de los autos, los preparativos de los pilotos y todo el movimiento en la pista de carrera. Las posiciones de partida serían las siguientes: Paul Tracy #3, Gil de Ferran #8, Jimmy Vasser #12, Scott Pruett #20, Bobby Rahal #18, Greg Moore #99 y Robby Gordon #5. En el partidor había un poste donde te indicaban los números de los 4 primeros lugares y el número de vueltas, igualmente sobre la tribuna había un panel que nos mantenía informados sobre las posiciones y tiempos en la carrera.

Uno de los momentos mas emotivos fue cuando por los altoparlantes se escuchó el clásico: “Start your Engines” y en segundos empezaron a rugir los 27 motores de los coches ante la algarabía del público, para minutos después empezar a seguir al “pace car”, curiosamente manejado por el ex Quarterback de los SF 49ers Joe Montana, para las vueltas de calentamiento, luego de las cuales se daba por iniciada la carrera de 133 vueltas transmitida nacionalmente por ABC.

Silvia y yo en plena carrera

LA CARRERA: La carrera comenzó accidentada cuando en la partida Mark Blundell #21 y Roberto Moreno #34 perdieron el control de sus autos, chocando el segundo contra la pared y siendo retirado tempranamente de la carrera. Inmediatamente salió la bandera amarilla. Al principio pareció que ambos autos habían chocado pero la repetición probó que la causa del descontrol fueron las llantas frías al tomar la primera curva.

En la 5ta vuelta se reinició la carrera pero en esa misma vuelta volvió la bandera amarilla porque Michael Andretti #6 chocó con Mauricio Gugelmin #17 y perdió su ala delantera. La bandera amarilla se prolongó hasta la vuelta 8 por una garúa y en la vuelta 9 se reinició la carrera hasta la vuelta 17 donde nuevamente salió la bandera amarilla y luego la roja por una ligera lluvia, obligando a los autos a regresar a los pits hasta el clima lo permita.

Escenas del Grand Prix de Miami

La carrera se reinició en la vuelta 36 siendo las primeras tres posiciones las mismas que en la partida y estas se mantuvieron hasta la vuelta 82 donde un accidente dejó fuera a Alex Zanardi #4 , mientras que en los pits no pudieron solucionar un problema de transmisión y el líder, Paul Tracy #3, tuvo que abandonar la carrera.  La bandera verde volvió en la vuelta 102 e inmediatamente Jimmy Vasser #12 sobrepasó en tráfico a Gil de Ferran #8 y no abandonó el primer lugar hasta el final de la carrera, dejando al brasilero en el segundo lugar. El tercer puesto fue de fotografía cuando Robby Gordon #5 logró pasar en la línea de meta a Scott Pruett #20. El 5to lugar fue para Bobby Rahal #18, seguido de Christian Fittipaldi #11, Greg Moore #99 y Al Unser Jr. #2.

CURIOSIDADES:

• En este Grand Prix pudimos ver a ex corredores de Formula 1 como Michael Andretti, Alex Zanardi,  Stefan Johansson, Mark Blundell, Roberto Moreno, Christian Fittipaldi, Bobby Rahal y el 2 veces campeón mundial Emerson Fittipaldi.

• El 14 de Julio de este mismo año, en el Molson Indy Toronto, a falta de 3 vueltas, Jeff Krosnoff tuvo un terrible accidente. Tras hacer contacto rueda con rueda con el coche de Stefan Johansson, el auto de Krosnoff voló por lo aires sobre una barrera de concreto y el vallado de captura que recubre el circuito callejero. La valla no pudo desviar el coche lo suficiente como para evitar que golpee un poste de luz que estaba detrás de la barrera, partiéndose el auto en dos y falleciendo Krosnoff instantáneamente al igual que un asistente de campo a quien golpeó con uno de sus neumáticos.

• El 15 de Setiembre del 2001, durante una carrera de la Champ Car en el EuroSpeedway Lausitz, Alex Zanardi tuvo un gravísimo accidente mientras lideraba la carrera en las últimas vueltas. Después de una parada tardía en los pits, Zanardi salía de nuevo a la pista cuando aceleró bruscamente y perdió el control del auto. Patrick Carpentier fue capaz de evitarlo, pero Alex Tagliani no, y el coche de Zanardi fue impactado de costado, detrás de la rueda delantera, partiendo el monocasco por la mitad. La colisión le provocó la amputación de las dos piernas por encima de la rodilla.

FEDEX ORANGE BOWL: FSU VS NOTRE DAME (Orange Bowl, 1 Enero 1996)

Con la idea inicial de poder ver gratis los partidos y además ganarme un dinerito extra, por recomendación de un amigo de la chamba, a mediados de 1995  ingresé a trabajar a CSC (Contemporary Services Company  http://www.csc-usa.com), empresa dedicada a proveer personal para los eventos deportivos, musicales, entretenimiento y otros. Uno llamaba a comienzo de mes y programaba los eventos donde podía trabajar, te daban el código de registro, llegabas con el pantalón y zapatos que te indicaban un par de horas antes del inicio del evento y te entregaban tu polo, casaca y gorro de acuerdo a la labor que te encomendaran.  Básicamente elegía partidos de basket de los Miami Heat en el Miami Arena y pedía ser acomodador para poder estar cerca de la cancha, aunque algunas veces me tocó estar en la puerta de ingreso.

Al tener el día libre por feriado el Lunes 1 de Enero del 96, me ofrecí para trabajar en el Orange Bowl.  El estadio Miami Orange Bowl era la casa de los Miami Hurricanes y de los Miami Dolphins sus primeras 21 temporadas y ahí se jugaba el Orange Bowl que es un partido de post-temporada del futbol americano universitario y que algunas veces definía al campeón nacional.  Para este 1996 Fedex Orange Bowl llegaron dos grandes equipos: los Seminoles de la FSU y los Fighting Irish de Notre Dame, ambos con record 9-2 en la temporada y muchas ganas de mostrarse al país en este partido televisado nacionalmente por CBS.

El día del partido me presenté a trabajar al estadio a las 5 pm, 3 horas antes del partido, y cuando me registré ya habían designado a las personas que iban a trabajar de “ushers” (acomodadores) en los túneles de ingreso a la tribuna, así que tuve que esperar, junto con otros compañeros, una nueva indicación. Algunos minutos después, el supervisor pidió 4 personas para trabajar a ras de cancha y por supuesto, fui uno de los voluntarios elegidos. Mientras caminábamos por pasadizos debajo de las tribunas para llegar a la cancha, nos iban explicando nuestra labor, la cual consistía en levantar la red del arco antes del fiel goal para evitar que el balón vaya a las tribunas.

Entramos a la cancha y ya las tribunas estaban casi llenas (asistieron 72,198 espectadores)  y las bandas de músicos de ambas universidades apoyaban a sus equipos desde sus respectivas tribunas. El ambiente era espectacular y la sensación de estar en el mismo terreno de juego era increíble. Como faltaba aun casi 1 hora para el comienzo del partido, tuve tiempo de ir a un teléfono público ubicado cerca de una de las puertas de acceso a la cancha y llamar a la casa para pedirle a mis hermanos que graben el partido y avisarles que iba a estar detrás del arco de Florida State.

Este partido era especial también porque iba a ser el ultimo Orange Bowl a jugarse en este estadio (que sería demolido en 2008), por lo que habían muchos fanáticos con carteles de despedida al histórico recinto. Ambos equipos salieron a calentar y a ganarse los primeros aplausos del público. Realmente quedé sorprendido de la estatura de la mayoría de jugadores, especialmente de la línea ofensiva y defensiva. El movimiento al borde de la cancha es tremendo, hay cientos de personas, además de jugadores y staff de los equipos, que caminan y se mueven fuera de las líneas del terreno de juego, entre agentes de seguridad, coordinadores, supervisores, periodistas y fotógrafos, y justamente una vez comenzado el partido le pedí a un fotógrafo si podía tomarme una foto en la cancha, a lo cual accedió y me pidió mi dirección para enviármela. Cual sería mi sorpresa, semanas después cuando recibí una carta desde Japón con la foto. El fotógrafo era un corresponsal de ese país que se tomó la molestia de enviármela y a pesar que en la fotografía no se logra distinguir claramente el fondo del estadio, estaba realmente feliz del recuerdo.

El trabajo fue bastante sencillo, había que estar atento ante alguna posibilidad de “field goal” o “extra point” para jalar la soga y levantar la red. Si no me equivoco fueron 3 o 4 las oportunidades que nos pidieron levantar la red y no en todos los casos intentaron la patada, mientras tanto éramos privilegiados espectadores del juego. Con respecto al partido, este fue muy intenso de principio a fin con grandes jugadas y espectaculares atrapadas; el primer tiempo terminó con victoria parcial de FSU por 14-10, pero para el 2do periodo, Notre Dame se recuperó y luego de ponerse adelante y aparentemente asegurarse el triunfo, vio como FSU anotó 17 puntos en el último cuarto para lograr la victoria final de 31-26.  Las celebraciones y premiación en la cancha fueron muy emocionantes y luego que los jugadores se retiraron a los camerinos, nuestro supervisor nos envió a cuidar la puerta de salida de los equipos y formamos una cadena humana desde el estadio hasta el bus. Pudimos ver a los jugadores de Notre Dame que salían desconsolados, muchos de ellos con dificultad para caminar y eran saludados y vitoreados por los hinchas a su paso. Luego de esto y cerca de las 12.30 am recién pude retirarme a la casa y ver con tranquilidad el partido grabado, analizar con calma las jugadas que había visto en vivo y en directo y ver si yo salía en alguna escena y efectivamente en dos o tres repeticiones se me puede reconocer con mi polo amarillo celebrando o aplaudiendo alguna buena jugada detrás el arco.

Un par de semanas después, recibiría por correo mi pago por las 7 ½ horas de trabajo con una nota de agradecimiento por la ayuda en el Bowl de Año Nuevo, un cheque por 44.68 U$. Esta claro que este trabajo no era por dinero sino por la pasión de vivir de cerca y conocer el detrás de cámaras del deporte americano. Luego trabajé en algunos partidos más de los Heat y de los Florida Marlins, pero ninguno con la importancia y el recuerdo del 62nd Orange Bowl.

MLB: MARLINS vs PIRATES (Joe Robbie Satadium, 11 Junio 1995)

florida-marlins-logoHasta 1993, Florida no tenía un equipo profesional de béisbol en las Grandes Ligas y cuando empezaba la temporada beisbolística, había que ver por TV los partidos de los Yankees, los Medias Rojas o los Dodgers, pero todo eso cambió a las 2:12 pm del 5 de Abril de 1993, cuando el veterano pitcher Charly Hough realizó el primer lanzamiento oficial de los Florida Marlins en el Joe Robbie Stadium frente a una multitud de 42,334 espectadores. En su primer año los Florida Marlins terminaron con una campaña de 64 triunfos y 96 derrotas y nos dejaron grandes partidos, jugadas y nombres para el recuerdo como Benito Santiago, Gary Sheffield, Jeff Conine, Orestes Destrade, Bret Barbarie y el gran Chuck Carr.

Entrada Marlins vs Pirates

Entrada Marlins vs Pirates

A partir del año 1994 empecé a ir al estadio a ver a los Florida Marlins y aunque cuando recién llegué a EEUU me pareció un deporte super lento y con pocas emociones, poco a poco, entendiendo las estrategias y estudiando las estadísticas de los jugadores, me di cuenta que el béisbol puede ser un deporte fascinante y realmente lo empecé a disfrutar. Me hice fan de los Marlins, al igual que de los Dolphins en football y de los Heat en basket y seguía muy atentamente su campaña, viendo los partidos televisados o escuchando en la radio los encuentros cuando regresaba del trabajo y no había mayor emoción que escuchar al comentarista al final del partido decir: “And the Marlins are in the… WIN column !”

Jonathan y Carlos en el parking lot antes del partido

Jonathan y Carlos antes del partido

Para este partido del Domingo 11 de Junio de 1995 vs. los Piratas de Pittsburgh fuimos con mi amigo venezolano Carlos y su esposa, con quienes llegamos un par de horas antes para tomarnos unas cervecitas y comernos unos pollitos de KFC en el estacionamiento del estadio. Poco antes de las 6 pm ingresamos al estadio y nos ubicamos en nuestros lugares, en el jardín izquierdo del campo, cerca de la 3ra base. Desde que uno ingresa al estadio a ver béisbol, a diferencia de otros deportes, ve muchas familias con niños, quienes disfrutan de todas las tradiciones de este espectáculo. El partido empieza con el Himno Nacional de EEUU cantado siempre por alguna figura especial, luego normalmente se ejecuta el pitch de honor, para que finalmente el árbitro principal grite: Play Ball ! y los jugadores del equipo que le toca defender salen corriendo hasta alcanzar sus ubicaciones en el campo. En las tribunas están los infaltables vendedores de hot-dogs, maní y pop corn, también se escucha y se canta la tradicional canción: “Take me Out to the Ball game”, en las pantallas gigantes te hacen preguntas de trivia, también sorteos con los números de tus ubicaciones, filman y premian a la persona mas alegre, el público grita y aplaudo al ritmo de los acordes del órgano y todo el estadio se levanta a estirarse un poco en el clásico “7th inning stretching”.

Silvia y Jonathan durante el partido

Silvia y Jonathan durante el partido

Con Jeff Conine en firma de autografos

Con Jeff Conine en firma de autografos

En el partido, los Marlins empezaron mal y se pusieron 0-3 en contra al final del 4to inning, pero en una gran reacción empataron el partido al final de octavo. Lamentablemente, el gran cerrador Rob Nenn permitió una anotación de los Piratas en el último inning y los Marlins perdieron 4-3 en casi 3 horas de partido frente a 23,126 espectadores. Pasadas las 9 de la noche, salimos del estadio comentando el gran esfuerzo que hizo el equipo que no les alcanzó al final, nos tomamos las últimas cervecitas en el carro e iniciamos el camino de retorno a Miami.

Los Marlins celebran mientras Craig Counsell cruza el plato con la carrera ganadora de la Serie Mundial.

Los Marlins celebran mientras Craig Counsell cruza el plato con la carrera ganadora de la Serie Mundial.

 

NOTA FINAL:  En 1997, y con solo 5 años en la máxima división, los Florida Marlins llegaron a su primera final de Grandes Ligas frente a los Indios de Cleveland. El 26 de Octubre, en el 7mo y definitivo partido de la serie, el cual vi en directo en ESPN porque ya vivía en Lima, los Marlins empataron el juego a 3 en el 9no para llevarlo a extra innings y gracias a un hit del colombiano  Edgar Renteria en el 11vo inning, los Marlins lograron su primer título Mundial de béisbol. Todavía muchos recuerdan al pitcher cubano Livan Hernández, de extraordinaria actuación gritar en inglés: “I love you Miami !”  

 

En el año 2003, los Marlins llegan nuevamente a las World Series frente a los favoritos Yankees de Nueva York que contaba con el equipo más caro de la historia del béisbol, sin embargo los sorprendentes Marlins, luego de ir perdiendo la serie 1-2, ganaron los últimos 3 partidos para derrotar a los Yankees 4-2 y convertirse por 2da vez en campeones mundiales.

THE ELEVENTH ANUAL LIPTON CHAMPIONSHIPS 1995 (Key Biscayne, 21 y 22 Marzo 1995)

Entrada al Lipton 21.03.95

Días antes de asistir por segundo año consecutivo al toneo Lipton , me encontré en Miami Beach con un amigo de la U. de Lima, Jorge Alfaro, con quien un día en 1989 nos salimos de clases y nos “colamos” al Club Lawn Tennis por una puerta de proveedores para poder ver el entrenamiento del equipo americano, con Agassi, Berguer y los hermanos Seguso, que enfrentaría a Perú por la Copa Davis.

Jonathan y Jorge en el Crandon Park

Jonathan y Jorge en el Crandon Park

Conociendo su afición por el tenis, lo convencí para que pida libre en el trabajo y podamos pasar todo un día en el torneo de Key Biscayne con la esperanza de  poder ver a  Jaime Yzaga (30) quien ya había vencido en 2da ronda al americano Brian Sheldon 6-2 y 7-6.   Luego Jaime dio la sorpresa en la 3ra ronda al derrotar al cuarto preclasificado del torneo, el español Alberto Berasategui (4) por 6-2, 4-6 y 6-3.  Nosotros celebramos mucho este resultado ya que ibamos a poder ver su partido contra el sueco Thomas Enqvist (13) quien venía con el precedente de ser el único jugador, ademas de Sampras, de haber derrotado ese año al “embalado” Andre Agassi.

Jaime Yzaga en accion

Jaime Yzaga en accion frente a Thomas Enqvist

La mañana del Martes 21, pasamos con Silvia a recoger a mi “hermanón”, como lo llamaba desde épocas universitarias y enrrumbamos al Tennis Center de Crandon Park.  Luego de entrar, empezamos a reconocer el lugar, visitamos algunos stands y ubicamos la cancha donde Jaime jugaría el 4to partido del día. Vimos entrenar al sueco Stefan Edberg (11), observamos algunos encuentros en otras canchas como el triunfo de Steffi Graff (2) y la sorpresiva derrota de Lindsay Davenport (4), hasta que decidimos ubicarnos en la tribuna con sombra del Court 1 a ver los ultimos sets de partido entre el sueco Jonas Bjorkman vs el alemán Karsten Braasch que ganó el primero 3-6, 6-3 y 6-1 y que dio paso al partido que estabamos esperando.

Jaime celebrando con la tribuna su paso a Cuartos de Fina

Jaime celebrando con la tribuna su victoria

Después de una hora y media de tenis casi perfecto, bajo un sol calcinante y con un emocionante tie break,  Jaime se impuso al sueco 6-2 y 7-6(7-5) ante la algarabia de una gran cantidad de peruanos que se dieron cita al estadio y que veian con optimismo su participación en este torneo.  Jaime se despidió agradeciendo los aplausos de los espectadores y regalando a las tribunas una de sus muñequeras.

Aranxa Sanchez-Vicario y Jana Novotna

Aranxa Sanchez-Vicario y Jana Novotna

Luego fuimos al Stadium Court para ver a Andre Agassi (2), pero su partido con Malivai Washington ya habia terminado, asi que después de almorzar nuestros sanguchitos que llevamos en la mochila, vimos algunos partidos como el triunfo de la pareja Jana Novotna y Aranxa Sanchez Vicario, a la postre campeonas de dobles del torneo,  para terminar con el encuentro en que Pete Sampras (1) derrotó al alemán Bernd Karbacher (18)  6-2 y 6-2. 

Pete Sampras vs Karbacher

Sampras vs Karbacher

Al terminar este partido y siendo pasadas las 8 de la noche, decidimos poner punto final a la jornada tenística del día con la satisfacción de haber disfrutado un triunfo peruano y haber podido ver a los mejores tenistas del momento, sin saber que al día siguiente yo iba a estar sentado nuevamente en las tribunas del Court Principal.

Entrada al Lipton 22.03.95

Entrada al Lipton 22.03.95

 Al llegar a casa, mi hermano menor Coco me dio la noticia que tenía pases para el Lipron del día siguiente, así que inmediatamente revisamos el horario del partido de Yzaga,  hice las coordinaciones en el trabajo para poder tener libre el primer turno y dejamos todo listo para el día siguiente. Pasadas las 11 am llegamos al estadio ondeando la bandera peruana y nos ubicamos en la parte superior de la tribuna que estaba bastante llena. El primer partido fue un triunfo de Steffi Graff (1) por 6-4 y 7-6(7-5) sobre Natalia Zvereva (6), el cual celebramos porque al terminar en solo 2 sets, no ibamos a tener que esperar mucho para ver el partido de Cuartos de Final de Jaime, quien de vencer al sueco Magnus Larsson (12) se metería en semifinales y se enfrentaría al gran Andre Aggasi (2).

Jaime Yzaga vs Magnus Larsson

Jaime Yzaga vs Magnus Larsson

Sin embargo, nuestra alegría duró muy poco,  ya que un inspirado Larsson dio cuenta rapidamente de Yzaga con un contundente 6-0 en el primer set y a pesar de mostrar cierta recuperación en el 2do set, el sueco se impuso esta vez 6-3.  Jaime lució un poco desconcentrado y poco acertado en el saque cometiendo 4 dobles faltas y logrando solo un ace, a diferencia de Larsson quien logró colar 8 aces. Fue así que en solo 57 minutos de juego se frustró el sueño de Jaime de lograr el  título en el torneo de Key Biscayne, barrio donde residía en la ciudad de Miami.

Jonathan y Coco con la bicolor en el Court Central

Jonathan y Coco con la bicolor en el Court Central

Solo para la estadística, Larsson le hizo un durísimo partido a Agassi, quien lo derrotó 2-1 en tie break para jugar la final y ganar su 2do título de Miami al vencer al #1, Pete Sampras,  cobrándose así la revancha del torneo anterior, en una de las mejores finales que se recuerde. Agassi repetiría el título al año siguiente y luego lo haría por 3 años consecutivos del 2001 al 2003, para sumar un total de 6 títulos en este Torneo de la ATP.

No puedo dejar de mencionar que mientras escribía esta “entrada”  pensaba en como la vida da vueltas y uno no sabe que le puede deparar el destino. Esto lo digo porque nunca me imaginé que 13 años después de ver y aplaudir a Jaime desde las tribunas en Miami, ahora me encuentre trabajando con él en Lima como Gerente de Operaciones de su cadena de gimnasios, conociéndolo en su faceta de empresario, ahora lejos de las canchas de tenis.

NFL EXPERIENCIE (Joe Robbie Stadium, 28 Enero 1995)

Entrada a NFL Experiencie 1995

Entrada a NFL Experiencie 1995

El Super Bowl XXIX se jugaba en  Miami y la semana previa al evento deportivo más grande de los EEUU, se llevó a cabo el NFL EXPERIENCE, un parque interactivo organizado por la Liga de Football y que es una combinación de juegos, atracciones y eventos especiales relacionados a este deporte. El NFL EXPERIENCE se realiza desde 1992 hasta la fecha en la ciudad donde se juega la final de football, casi siempre en el estacionamiento o en algún terreno cercano al estadio. Esta vez, fui con Silvia y Johanna al parking del Joe Robbie Stadium para participar de esta oportunidad de vivir de cerca el mundo de la National Football League.

Entrada al parque

Entrada al parque interactivo de la NFL

Las atracciones son simulaciones de elementos y momentos que puedes encontrar en la NFL y que incluyen lanzar el balón con precisión a unos puntos establecidos, simular una corrida hacia la línea de gol siendo restringido por una cuerda de “bungee”, narrar un juego imitando a los comentaristas televisivos o radiales, comparar tus medidas y velocidad con las de los jugadores históricos y actuales, además de grandes tiendas con venta de recuerdos, fotos, libros y autografos de jugadores y equipos.

Jonathan de Dolphin

Jonathan de Dolphin

Nosotros primero nos tomabamos las fotos con uniformes de diferentes equipos en LOOK LIKE A PRO y tambien mirabamos las atracciones pero no nos animábamos a participar.  En el primer juego que participé fue en TRAINING CAMP donde, con balón en mano, debes correr por una serie de obstáculos hasta llegar al end zone. Fue muy entretenido y no muy complicado.  Luego fuimos a PUNT BOMB donde una máquina especial lanzaba el balón hacia arriba imitando el “punt” (que en un partido es “empalmar” la pelota lo más alto y lejos posible hacia la cancha rival) y uno debia atraparlo sin dejarlo caer.  Silvia no quiso participar y primero entré yo y con un poco de cálculo y acomodando el cuerpo a un lado, pude embolsar el balón en el aire, pero Johanna, quiso atraparlo con las 2 manos arriba y la pelota se le escurrió y le cayó en la cabeza, ante la risa y el aplauso de quienes observaban los eventos.
Johanna saltando

EMMiTT ZONE: Johanna saltando

Después fuimos a imitar un salto sobre los jugadores de la linea de defensa para anotar un Touchdown en el  THE EMMITT ZONE, denominado así por el gran Running Back de Dallas, Emmitt Smith.  En este juego participamos todos y pudimos saltar el infable que imitaba a los jugadores, para caer en una gran colchoneta. Luego, caminando por el parque vimos una demostración espectacular de lanzamientos precisos y cuando nos acercamos era el QB de los New York Giants, Dave Brown, quien después se puso a firmar autografos y con quien nos tomamos una foto.

Atrapando un pase

DOWN & OUT: Atrapando un pase

Después de pensarlo varias veces, me animé a participar del DOWN-AND-OUT  donde tenías que correr una ruta a traves de defensas simulados para atrapar un pase lanzado por una máquina automática. Había visto como la mayoría no llegaba o se le escapaba el balón y las personas que observaban, comparaban estos errores con jugadas de ciertos partidos o con jugadores que se caracterizaban por soltar el ovoide. Finalmente, me dieron la señal y corrí el circuito hasta voltear y ver el balón en el aire y me tuve que esforzar para atraparlo, pero no pude evitar caer dando una vuelta en el piso,  pararme a la carrera y terminar el circuito como si nada hubiese pasado, aunque, por la cancha sintética, me había raspado la rodilla. Fue una gran atrapada y se escucharon algunos aplausos.

Silvia y Jonathan

LOOK LIKE A PRO: Silvia y Jonathan

Despues fuimos al FIELD GOAL KICK donde tenias que patear un balon por entre los postes del arco simulando un Field Goal o mas diría yo un Extra Point, porque la distancia no era muy complicada, especialmente para alguien que juega futbol. Al americano común si se le complica y vimos una serie de puntazos y pifiadas espectaculares. Tenias 2 intentos, asi que en el primero me aseguré y le di con el empeine y la bola se elevó y anoté facilmente. Para el segundo quise hacer un tiro espectacular y patié con la punta, pero la pelota salió fuerte pero sin direccion. Igual me gané un premio que era un muñequito del QB de Dallas, Troy Aikman.

Jonathan y Silvia en la cancha de entrenamiento

Jonathan y Silvia en la cancha de entrenamiento

Un buen rato estuvimos entretenido en la “Memorabilia” de recuerdos que se vendían en diferentes stands y no pude evitar comprarme un libro en español de los Miami Dolphins con toda su historia y estadísticas y una foto original autografiada por Dan Marino.  Además de los juegos al aire libre, habían otro tipo de entretenimientos como concursos de trivia, grabar tu voz en una narración de un partido y filmar un video atrapando pases y celebrando luego de la anotación. Este último nos entusiasmó y Silvia y Johanna filmaron uno juntas pero cuando fuimos a ver el video en VHS que te regalaban, no estaba bien la grabación. Yo elegí recibir pases de Dan Marino de los Miami Dolphins y la filmación salió realmente muy graciosa y estoy pasándola del VHS original a DVD para poder compartirla en el blog.

La pelota de football mas grande del mundo

La pelota de football mas grande del mundo

Finalmente, caminamos por la cancha de entrenamiento donde la gente practicaba pases o patadas, vimos como transmitian en vivo algunos programas de ESPN sobre el Super Bowl, observamos algunas clínicas deportivas que hacían jugadores y entrenadores profesionales con los niños, nos tomamos fotos con la pelota de footbal WILSON mas grande del mundo y nos retiramos contentos de haber vivido, aunque sea por unas horas, esta experiencia del football de la NFL.

No se pierdan este video grabado en el NFL EXPERIENCE 1995

NCAA FOOTBALL: HURRICANES vs HOKIES (Orange Bowl, 29 Oct. 1994)

Al mismo tiempo que empezó mi interés por el Football profesional, empecé a seguir al equipo universitario más importante de Miami, los Huracanes de la Universidad de Miami, que venían de obtener el título nacional en 1987, 1989 y 1991.

Entrada Miami vs Virginia Tech

Entrada Miami vs V. Tech

El fútbol colegial tiene algunas reglas diferentes y al comienzo me fue difícil entender el fixture de la temporada y la forma de ordenar la tabla de posiciones de los equipos de acuerdo a encuestas realizadas a los periodistas especializados. Los partidos colegiales se caracterizan por su rapidez  y colorido, siempre a estadio lleno y con cheerleaders y bandas que alientan ordenadamente todo el partido. Los marcadores abultados también son característica de estos juegos, ya que algunas veces existen diferencias abismales entre los programas deportivos de ciertas Universidades pequeñas frente a las tradicionales potencias del fútbol colegial. Las Universidades están grupadas en Conferencias y Divisiones y la UM Football se encuentra actualmente en la ACC (Atlantic Coast Conference) de la División I, el nivel atlético más alto de la NCCA (National Collegiate Athletic Association), pero en 1994 (año de este partido) se encontraba en la Conferencia Big East donde ocupó el primer lugar ese año y en 8 oportunidades más durante el periodo 1991 – 2003. 

Celebrando TD de los Hurricanes

Celebrando TD de los Hurricanes

Nunca había ido a un partido de Football de la UM, porque me habían dicho que la mayoría de entradas eran vendidas a alumnos y exalumnos de la misma Universidad, pero en esta oportunidad, a mi hermano Coco le dieron unos pases y nos llamó desde un teléfono público dentro del estadio para que vayamos al Orange Bowl a cierta puerta donde estaba nuestro nombre en una lista.  Silvia y yo estábamos en casa de mis primos que justamente estaban viendo por TV el partido que acababa de empezar y decidimos no desaprovechar la oportunidad de ver a los Hurricanes que eran candidatos al título nacional.  

Marching Virginians

Halftime show: Marching Virginians

Llegamos al Orange Bowl y la persona de la lista había esperado hasta el fin de primer cuarto y ya se había retirado. Insistimos en buscarla y nos llevaron a una oficina donde amablemente nos dieron 2 entradas para una zona baja  preferencial.  Nos ubicamos en nuestros asientos cuando en la última jugada del 2do cuarto, un gran pase de 25 yardas del QB Frank Costa (11) a Yatil Green (87) puso el marcador 17-3 a favor de la UM y así nos fuimos al medio tiempo.  Inmediatamente se retiraron los jugadores del campo, ingresó la famosa banda de música de Virginia Tech, conocida como “Marching Virginians”, quien con sus tambores, clarinetes, saxofones, trompetas y tubas, dio una demostración de su calidad con sus casi perfectas coreografías, su contagiante energía, y sus impecables interpretaciones de conocidas marchas, algunas adaptaciones de clásicos de rock y el infaltable  “Hokie Pokie” que hizo bailar a todo el estadio.

Coco y Silvia viendo al "Band of the Hour"

Coco, Ana y Silvia viendo al "Band of the Hour"

Después de la exhibición de Virginia Tech, nos fuimos a buscar a mi hermano que se encontraba en la zona superior de la misma tribuna junto con mi primo Elías y una amiga, y mientras nos saludábamos y conversábamos del partido, en la cancha la “Band of the Hour” de la Universidad de Miami realizaba su exhibición de medio tiempo. Para el tercer cuarto, los 2 equipos intercambiaron posesiones del balón pero sin lograr anotación alguna y recién a comienzos del último cuarto una corrida de 2 yardas de Danyell Ferguson (1) puso el que sería el score final del partido 24-3 a favor de los Huracanes. Con este resultado la UM mejoraba su marca a 6-1 y seguía con la mente puesta en escalar posiciones en las encuestas para ingresar a un “Bowl” por el título.

Silvia y yo en pleno partido

Silvia y yo en pleno partido

Al final de la temporada y con record 10-1, este equipo, entrenado por Dennis Erickson y liderado por Warren Sapp (76), fue rankeado #3 de la nación y tuvo chance de jugar por el título nacional contra Nebraska en el Orange Bowl, perdiendo lamentablemente en los minutos finales 24-17 y terminando ese año en el puesto #6 según los rankings de AP y USA Today.  En años recientes he seguido poco a los Hurricanes porque no transmiten por cable football universitario (solo algunos Bowls los primeros días de Enero), pero si me enteré que fueron nuevamente campeones en el 2001 y que a partir de este año jugrán como locales en el Dolphins Stadium. Al escribir este artículo no solo me vinieron a la mente muchas imagenes y jugadas de grandes partidos de la UM, sino que he recordado que tengo pendiente asistir algun día a un clasico entre los Miami Hurricanes y los Florida State Seminoles como me lo propuse hace muchos años …. Go Canes !!!